Add to favourites
News Local and Global in your language
19th of October 2018

Mujer



Todo lo que tienes que saber para elegir la almohada perfecta

Si eres como la mayoría de la gente, te pasas un tercio de tus días durmiendo. Bueno, bastante menos si acabas de convertirte en mamá o papá o si estás preparando exámenes u oposiciones importantes. El caso es que, teniendo en cuenta esta anécdota fisiológica, a la hora de obtener (de verdad) un buen descanso, tu almohada juega un papel decisivo, casi tanto como tu colchón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Elige la almohada equivocada y probablemente darás cincuenta vueltas en la cama, sin poder apenas pegar ojo. Por ello no puedes tomarte su elección tan a la ligera, tu almohada importa porque te ayuda a mantener una postura de sueño saludable. Simple y llanamente, necesitas aquella que mantenga tu cabeza, cuello y columna vertebral alineados, pero ¿cuál exactamente? Hazte estas tres preguntas y descubrirás a tu compañera de sueños ideal, esa que te asegurará un sueño plácido y (realmente) reparador.

¿Cuál es tu postura favorita para dormir?

Si duermes sobre tu espalda (boca arriba), una almohada de dureza intermedia te proporcionará soporte para la curvatura natural de la columna, sujetando cabeza y cuello.

Una almohada medio alta y firme es adecuada para quienes duermen de lado, envolviendo y meciendo tu cabeza y cuello, al mismo tiempo que los mantiene alineados con el eje de la columna.

Durmiendo boca abajo, lo mejor será que escojas una almohada blandita y baja (fina), que impida que tu cabeza gire demasiado a uno y otro lado.

¿Las plumas naturales te dan alergia?

¿Sí? No lo dudes, opta por un relleno sintético como el polycluster (poliéster impregnado en silicona), forma una almohada mullida que iguala el efecto de los modelos de plumas naturales.

Si te decides por el látex, que sepas que ofrece una buena sujeción de la cabeza (ideal si duermes de lado), además de ser una estupenda opción si tienes alergia a los ácaros, pues permite más ventilación e higiene.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

La mayoría de las de relleno de espuma viscoelástica (foam) tienen 'efecto memoria' y guardan por unos segundos la forma de tu cabeza y nuca, adecuadas para quienes duermen de lado.

¿No? Podrás utilizar una que en su interior lleve plumón o plumas naturales (de oca o pato). Son blandas, por lo que los durmientes boca abajo serán los más beneficiados. Ojo, no sujetan bien el cuello, así que si sueles dormir de lado, no son para ti.

¿Cómo te gusta sentir la almohada bajo tu cabeza?

Muy suave y blandita: si tienes suficiente presupuesto, ve a por la pluma o el plumón natural. Si no te llega, la sensación de una almohada con relleno de polycluster es casi igual.

Suave pero algo firme: elige una almohada de relleno sintético, es más firme pero sigue siendo mullida.

Muy firme y gruesa: si necesitas una buena sujeción, la espuma viscoelástica con efecto memoria es tu almohada.

Cuando ya la tengas, cuida bien tu almohada usando una funda de protección (lavable) para alargar su vida útil (hasta unos cinco años), airéala al menos una vez a la semana y lávala una o dos veces al año.

Este artículo se ha redactado con información original contenida en OCU y Bed bad and beyond.

Read More




Leave A Comment

More News

ELLE Site

PeopleEnEspanol.com:

Noticias sobre Mujeres

SerPadres.es

Disclaimer and Notice:WorldProNews.com is not the owner of these news or any information published on this site.